Beauty Adicta

Analizando todos los productos del mercado

Productos que no merecen la pena

Zeno

Se trata de un aparatito que se puede llevar en el bolso (mira tú qué bien, como si uno fuera a sacarlo y estar un minuto dándole al grano, mientras viaja en metro) y viene en colores monísimos (una condición indispensable a la hora de acabar con un grano). El aparato tiene una pequeña esfera que se calienta y con ese calor destruye la bacteria del acné, en esa área de medio centímetro al que uno está dando.

Cuesta alrededor de 100 euros y… no diré que no sirve para nada, porque el aparato hace lo que promete (quita granitos pequeños, y previene que crezcan o aparezcan cuando sientes que te está saliendo uno).

De acuerdo, pero… no merece la pena el gasto. ¿Por qué? Pues por varias razones. En primer lugar, hay que ir de grano en grano, sujetando la máquina un minuto en cada uno de ellos. Al cabo de medio minuto la maquinita está resbalando (da igual que tengas la cara híper lavada, que por cierto hay que tenerla, ya que siempre hay cierta grasa saliendo del poro, sobre todo si uno está poniendo calor en el mismo punto por un tiempo). Por lo tanto, el aparato no está siendo eficiente, porque ese exacto punto no está recibiendo ya el tiempo apropiado.

Además, recomiendan hacerlo unas tres veces en cada grano, más o menos, para que éste desaparezca. Bueno… yo he llegado a tratar el mismo grano unas 7 veces (se quitará dependiendo de su tamaño, naturalmente). Pero por si todo esto no fuera suficiente, lo peor es que ¡el cabezal hay que cambiarlo cada poco! Creo que son unas 45 veces lo que aguanta, y cada uno cuesta unos 20 euros, creo recordar. Puede que 24. El caso es que con que uno tenga 7 granos, si quiere darle tres veces a cada uno, ¡el cabezal duraría dos días!

Por otro lado, la batería dura muy poco también, y cuando no se te acabó el cabezal, se terminó la batería, con lo cual uno no puede hacer bien el tratamiento (todas las veces que quisiera). Yo admito que he visto un grano disminuir, pero este método es lo más cansado y costoso que he visto en mi vida. Una auténtica tomadura de pelo, vaya.

Digamos que funciona para el que tiene 2 granos. Pero es que el que tiene 2 (1 y 2) no se va a gastar unos 125 euros para quitarse dos granos. Es una máquina absolutamente estúpida. Doy fe. Me altero incluso sólo por recordar el gasto estúpido que hice.

Los Productos Naturales:

Los productos naturales ayudan pero no son milagrosos; no debemos engañarnos.

Aceite de Onagra.

Cuando una deja de tomar la Diane normalmente recomiendan su alternativa natural: El aceite de Onagra. Sirve para regular el periodo. Eso dicen. A mí no me sirvió en absoluto. Quizá, si tienes un grano, grano y medio… Tampoco me regularizó el periodo ni nada de nada.

Aloe Vera

El Aloe Vera no te va a quitar los granos. Dicen que regenera la piel… A ver, no digo que sea malo. Simplemente, que no hará nada a aquél que tenga un verdadero problema. Refresca la piel si te has quemado con el sol, por ejemplo. Para eso sí: es para lo único que lo recomendaría. Hubo una época de mi vida (larga, de unos seis meses, y siendo muy constante) en la que me daba por toda la cara antes de dormir con la planta de Aloe Vera (de más de dos años de vida, tal y como se recomienda).

Además, me restregaba gel de Aloe puro encima del potingue de la planta, y, por si eso fuera poco, bebía jugo de Aloe puro todos los días unas tres veces al día. Dicen que es bueno para prevenir el Cáncer de Colon. Seguro. Pero lo que es regenerar mi cutis… nanai. Lo único que conseguí fueron arcadas con el zumo. Es de lo peor que he probado en mi vida; sabe a lo que tu imaginación reconoce como el agua de unas flores que llevan en un jarrón por 5 días. ¡Oh, sí! También conseguí otra cosa: Dejar, día tras día, las fundas de almohada llenas de manchurrones marrones. Se quitan, sí, pero a 95 grados en lavadora. No veas lo bien que le sentaba a mi madre todo este asunto del Aloe Vera. Cuando había comenzado la Universidad en otra ciudad y volví por vacaciones, mi madre había asesinado a mi Aloe y a todos sus hijos (ah, porque eso sí: el Aloe tiene más hijos que los conejos, y hay que separar estas plantitas inmediatamente, en cuanto nacen, o matan a la madre; eso me explicó un florista instruido…). No le guardé rencor a mi madre. Fue, de hecho, un alivio.

 

Anuncios

2 comentarios»

  yinell wrote @

gracias por la investigacion me ahorraste mucho dinero estoy utilizando el dermaroller para unas estrias y me ah funcionado de maravilla

  Lovelydew wrote @

No sabes cuánto me alegra oír eso!! 🙂 Un abrazo


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: